5 ASPECTOS A TENER EN CUENTA PARA SER EMPLEABLE

Si quieres seguir siendo empleable, ya sea porque lo necesites o por que quieras un cambio en tu trayectoria profesional, sigue leyendo.
Prospectiva-laboral-1
Por Tamara Ferrer
Recruiter 2.0

 

Nos encontramos en un mundo laboral que evoluciona rápidamente. Entonces es cuando nos damos cuenta de que llevamos desempeñando el mismo puesto durante un largo periodo de tiempo, nos hemos acomodado y nos hemos centrado solo en el trabajo actual. Por lo que encontrar un nuevo empleo puede resultar todo un reto. ¿Cómo nos aseguramos de que seguiremos siendo empleables? Si quieres seguir siendo empleable, ya sea porque lo necesites o por que quieras un cambio en tu trayectoria profesional, sigue leyendo.

¿Qué debo hacer?

Conocer las oportunidades y tendencias del mercado. Tenemos que ser proactivos. Debemos estar informados del crecimiento de las profesiones y empresas de nuestro interés. Asistir a charlas, seguir formándose, seguir a personas de referencia en las redes sociales del sector. Se deben establecer relaciones con empleados del sector, mantener conversaciones sobre los temas de actualidad y conocer a reclutadores que nos mantengan informados. Estando al día, serás capaz de descubrir las habilidades, experiencias y aptitudes necesarias que las empresas están demandando en cada momento.

Adoptar una mentalidad de crecimiento. Existen personas con una “mentalidad de crecimiento”. Son personas más preparadas ante los desafíos, que ven los retos como oportunidades de aprendizaje. No importa en qué punto de nuestra carrera estemos, podemos desarrollar una mentalidad de crecimiento haciéndonos la siguiente pregunta: “¿Qué puedo hacer para crecer como profesional?”. Se trata de asumir la responsabilidad de nuestro desarrollo y crecimiento profesional.

Generar la marca personal. La marca no solo consiste en la experiencia y habilidades de una persona sino también en sus valores, reputación y motivaciones. El perfil digital de un profesional puede ser en la actualidad un elemento diferenciador cuando se trata de elegir candidatos para puestos en los que existe una elevada competencia. Cultivar la marca personal hace que seamos más propensos a que las oportunidades de empleo nos encuentren, ya que estaremos entre las búsquedas de los líderes para sus futuros equipos.

Mejorar las habilidades sociales. Las empresas se fijan cada vez más en las habilidades interpersonales del individuo y no solo en sus capacidades técnicas. Contar con estas habilidades podría ser una ventaja diferenciadora frente a otros candidatos que cuentan con nuestra misma experiencia. Las competencias sociales más solicitadas son: la capacidad de influir, negociar y gestionar las relaciones con los demás, así como la comunicación efectiva y la adaptación a los cambios.

Tener claro nuestro objetivo profesional. Incluso aunque estemos satisfechos con nuestro empleo actual, es útil tener claro cuáles son nuestros objetivos profesionales a largo plazo, de forma que podamos tomar las decisiones correctas en el presente para prepararnos para el futuro. Si no estás seguro, es posible que debas buscar el asesoramiento de un profesional para definir tus objetivos profesionales, de esta manera podrás situarte en una buena posición de cara a futuras oportunidades laborales.

¡Si quieres, puedes! 

En Alenta… ¡Te podemos ayudar! ¿Conoces nuestros programas de reorientación profesional y de acompañamiento en la búsqueda de empleo? Te ayudarán a conocer mejor cuáles son tus fortalezas y explorar otras vías profesionales en las que desarrollarte para dar lo mejor de ti. Si quieres más información, contacta con nosotros. +INFO: alenta@alentaequipo.es ¡Te esperamos!